01/12/2016

Palabra de capitanas

Dolores Gauna, Rocío Bereilh, Martina Mirabella y Tamara Dell Olio hicieron un análisis sobre el Zona 4 Femenino y hablaron también de sus vidas

Gauna, Bereilh, Mirabella y Dell Olio.
Gauna, Bereilh, Mirabella y Dell Olio.

Pasó el Torneo Zona 4 Femenino, donde Peñarol se coronó campeón en U21, U15 y U13 y fue subcampeón en U17. A la hora de los balances, las capitanas de cada uno de los equipos se reunieron en la sede del club para dejar sus impresiones.

- Más allá de la derrota en U17, el balance es positivo.

- Tamara Dell Olio: Personalmente me pone muy contenta lo que hicimos en todas las categorías. Llegamos en el primer puesto a las semifinales y pasamos a la final en todos. Jugamos grandes partidos. En U17 no pudimos salir campeonas pero el deporte es así, se gana y se pierde. Todo fue súper positivo y demuestra que venimos haciendo las cosas bien, tanto nosotras como los entrenadores y la comisión de padres. Hay futuro y se puede seguir trabajando. Necesitamos que cada vez haya más competencias como el Zona 4.

- ¿Cuánto les sirvió a las U21 haber tenido protagonismo en el Federal para después marcar diferencia en el Zona 4?

- TDO: Un montón. Las U21 jugamos mucho tiempo en el Federal. Iván nos dio tiempo en cancha y confianza para que pudiéramos desplegar nuestro juego. Si recordamos el partido clave con Talleres de Paraná, terminamos jugando las U21 y Muriel (Sauan). Eso nos dio un puntapié para demostrar que estábamos para más y que también aprendimos de jugar tanto contra equipos que nos aplastaban.

- ¿Y el aporte de las que vienen de abajo?

- TDO: Son importantes. Nos dan descanso y juego. Rocío (Bereilh) nos hace correr más, nos da un juego más dinámico. Eve (Brazanovich) es otro tipo de base. Tanto "Ro" como Martina (Mirabella) nos dan explosividad. Tenemos jugadoras rápidas y hay que aprovecharlas. Las chiquitas nos dieron un gran aporte. Lo tienen que tomar como un empujón para seguir mejorando. Para aprender y después romperla en su categoría.

- Sos la capitana del equipo que perdió la final, pero en U21 saliste campeona el día anterior. ¿Duele menos lo de U17?

- Martina Mirabella: ¡Noooo! De ninguna manera. Tenía muchas ganas de ganar con U17 y el equipo se lo merecía. La derrota me afectó porque confiaba en que íbamos a ganar. Durante el año tuvimos muchas bajas. Empezamos siendo siete y la final la jugamos cuatro. Creo que Rivadavia metió todo lo que tiró. Fueron efectivas en ataque y también en defensa. Y nosotros, con las U13 y U15 que nos dieron más de los que nos podían dar, nos acercamos pero no nos alcanzó. No me dolió menos, aunque disfruté al máximo el de U21 porque sé que son oportunidades que se van a dar poco.

- Te tocó estar poco porque viajaste mucho con la Selección Argentina. De todas maneras, sos la capitana de U15 y sabés qué claves mostró el equipo para ser campeón.

- Rocío Bereilh: En el plantel hay muchas U14. Y además tuvimos muchas bajas, por ejemplo la de Victoria Castorina. La sentimos, pero lo pudimos resolver entre todas. Todo el equipo corre mucho. Nos gusta jugar así, alentarnos entre todas. Somos un equipo muy capaz.

- ¿Qué cosas te gustaron del equipo durante el año?

- Dolores Gauna: Lo mejor fue el esfuerzo. En los entrenamientos y partidos dejamos todo y nos comprometemos mucho. También nos sirve jugar contra varones. Metimos mucha intensidad en defensa, robamos muchas pelotas y eso fue clave para ganar el campeonato. Creo que también nos vino bien jugar en categorías mayores. Las más grandes nos aportan muchas cosas y mucha confianza para que nos podamos destacar.

- ¿Qué significa ser capitana?

- DG: Es muy importante. Me eligió Belén. Aliento a mis compañeras y las ayudo cuando están preocupadas por algo. Explico cosas que no entienden, sobre todo las más chicas que son Mini. Cuando terminó el partido las felicité a todas por el esfuerzo y les dije a las que no habían jugado mucho en la final que no se preocuparan porque nos habían dado una mano grande antes.

- MM: Yo soy una persona bastante tranquila, se nota en mi juego. Entonces intento transmitirle eso al equipo. A veces nos ponemos nerviosas y tenemos que bajar un cambio. Siento que hago de puente cuando hay roces adentro de la cancha. Eso no me gusta, siento que se va desgastando la relación y se refleja en el juego. Mi rol es tranquilizar y unir.

- RB: Para mí ser capitana es solamente para ir a buscar la copa cuando salimos campeonas o subcampeonas. No sé si el equipo necesita una capitana. Todas nos apoyamos siempre y todas podemos hacer todo. Ninguna es más que otra. Creo que mi rol es aportarle confianza a las más chicas.

- TDO: Me sale naturalmente alentar y corregir. Era mi último torneo en Inferiores y fue especial. Las U21 jugamos mucho tiempo juntas porque a mí también me llevaba Belén con las más grandes. Nos conocemos mucho y nos decimos todo en la cara, pero afuera de la cancha está todo bárbaro. Nos puteamos en los partidos porque somos todas explosivas. La única tranquila es Martina (Mirabella).

- ¿Qué pueden decir de Belén Villafañe?

- RB: En los partidos nos "matamos". No hay uno en el que no me peleé con ella. Nuestra relación es así. Mi formación se la debo a ella. Me enseñó todo lo que sé. Otros entrenadores aportaron muchas cosas pero la base me la dio ella.

- MM: Siempre nos da el apoyo que necesitamos. Sus correcciones son naturales porque hace mucho que estamos con ella. Si te pega un grito no lo tomamos mal porque ya nos conocemos. Cuando me corrige la escucho y estoy atenta, porque me sirve adentro de la cancha y también afuera. Me gusta escucharla.

- DG: Juego desde los siete años y a Belén la tengo desde los diez. Es un poco exigente y al principio te parece que te reta de mala manera. Pero al conocerla te das cuenta que lo hace porque sabe que vos lo podés hacer y es para que mejores.

- TDO: Belén formó parte de mi vida durante muchos años. Es una persona muy humana, que siempre está ahí para decirte lo que necesitás escuchar en el momento en el que necesitás escucharlo. Estuvo en el banco de U21 acompañando a Iván (Guerrero, el entrenador) y nos transmitió confianza a todas.

- ¿Un sueño en el básquet y en la vida?

- RB: El sueño máximo es jugar en Europa, pero yo me pongo una meta por año. Para este fue quedar en la Selección Argentina y dar lo mejor para clasificar al Premundial. Para el que viene quiero quedar en la lista del Premundial y aportar para clasificar al Mundial. Y en la vida me gustaría no quedarme con las ganas de nada y no arrepentirme de las cosas. Además quiero estudiar nutrición o kinesiología.

- TDO: En el básquet, seguir jugando con mis amigas de toda la vida. Son gente que me acercó el deporte y no quiero que se vayan nunca. Además me gustaría volver a jugar un Argentino de Selecciones porque fue una experiencia increíble. En la vida, terminar mi carrera de Maestra de Educación Especial. Estoy a un año, a un pasito de recibirme.

- MM: El básquet lo disfruto mucho como actividad recreativa, por eso quiero que nos llevemos bien. Como meta, me gustaría quedar en alguna Selección Provincial. Y en la vida, no sé qué voy a estudiar. Sí me gustaría tener claro lo que quiero e ir por eso sin miedo.

- DG: En el básquet sueño con jugar en Europa, pero algo más cercano sería ganar el Zonal y el Provincial del año que viene con las U14. En la vida me gustaría ser profesora de inglés, vivir del básquet y ser alguien. No me gustaría que cuando me muera nadie se acuerde.

Último partido

Liga Nacional | Temporada 2016-2017 | Fecha 38 - Fase Nacional
Peñarol 77
Quilmes 74
Peñarol
  • Parciales: 18-18; 40-38 y 61-56.
  • Estadio: Polideportivo Islas Malvinas
  • Fecha: sábado, 13 de mayo de 2017 -
Seguinos ¡Seguinos y enterate de todas las novedades y beneficios!