Peñarol jugó en un alto nivel y aunque debió sufrir en el final, se quedó nuevamente con el clásico contra Quilmes, esta vez en condición de visitante. Sin Nicolás Gianella ni Diego Guaita, el equipo orientado por Leonardo Gutiérrez ganó 98-96 en un final para el infarto. El viernes 2 de marzo, los “Milrayitas” volverán a jugar y lo harán en el Polideportivo Islas Malvinas recibiendo a San Martín de Corrientes.

Empezó mejor Peñarol y se alejó 13-8 con el protagonismo de Martín Leiva (7 en el cuarto) y los posteos de Steffphon Pettigrew. Quilmes mejoró con la aparición un Eric Flor que venía errático pero que en un ratito acompaño con gol a Nicolás Ferreyra (6) y Ricky Sánchez (8). Una bomba del escolta “Cervecero” lo había puesto arriba pero Alejandro Alloatti metió un doble y dejó a los visitantes al frente 24-23.

En un marco de paridad y flojo nivel transcurrió gran parte del segundo cuarto. Quilmes logró sacar tres (32-29), pero Peñarol se recuperó y con un 5-0 retomó el comando a falta de 3 minutos. Ese parcial le dio una inyección anímica al equipo que en defensa dominó a un Quilmes confundido y que con un triple de Alejandro Diez sacó 8 (43-35) aunque un triple de Emiliano Basabe arrimó a los de Javier Bianchelli al soñar la chicharra final (43-38).

En el tercer cuarto Peñarol jugó pero Quilmes siempre reaccionó. Los “Milrayitas” aprovecharon las ventajas físicas de Pettigrew jugando cerca del aro y se alejaron 47-40 primero y 57-50 luego, aunque el “Tricolor” empató en 57.

Allí resurgió la ofensiva del equipo de Leonardo Gutiérrez con un 5-0 que le dio tranquilidad. Un triple de Juan Ignacio Marcos y una volcada de Pettigrew fueron los puntos que levantaron al público. Luego Quilmes fue a defender zona y Diez le clavó una bomba (59-65). En el cierre un recupero de Jonatan Slider y dos libres suyos volvieron a darle 7 de renta al visitante 68-61.

Slider asumió el protagonismo en el inicio del último cuarto y con un nuevo recupero seguido de un triple a la carrera puso a su equipo arriba por 10 (71-61). Un rato más tarde, llegaría la máxima distancia, de 11 (74-63) con un doble más falta conseguido por Leiva. Quilmes nuevamente reaccionaría, pero dos triples de Lamonte le darían tranquilidad a un Peñarol que a dos minutos y medio y con los puntos de Alloatti ganaba por 10 (87-77).

Pero llegaría una nueva resurrección del “Tricolor”, con tres triples en los últimos que hicieron correr serios riesgos al triunfo para los “Milrayitas”. Pero una pérdida de Quilmes en un momento clave, una tapa de Leiva y los libres encestados del otro lado inclinaron la balanza para Peñarol.

SÍNTESIS

QUILMES 96: Nicolás Ferreyra 15, Eric Flor 27, Enzo Ruiz 12, Ricky Sánchez 22 e Iván Basualdo 7 (FI). Bruno Sansimoni 0, Omar Cantón 7, Emiliano Basabe 6, Maximiliano Maciel 0 y Juan De la Fuente 0. Entrenador: Javier Bianchelli.

PEÑAROL 98: Nicolás Zurschmitten 9, Kyle Lamonte 20, Steffphon Pettigrew 20, Alejandro Diez 13 y Martín Leiva 14 (FI). Juan Ignacio Marcos 7, Jonatan Slider 5, Alejandro Alloatti 10, Juan Martín Fernández 0, Joaquín Valinotti 0 y Nicolás Franco 0.  Entrenador: Leonardo Gutiérrez.

Parciales: 23-24; 38-43 y 61-68.

Árbitros: Leonardo Zalazar, Roberto Smith y Javier Sánchez.

Estadio: Polideportivo Islas Malvinas.